miércoles, 17 de octubre de 2007

"y el ganador es..."
así se escoge el premio planeta


Si todavía hay alguien que se sorprenda porque se cuestiona la falta de transparencia del premio Planeta o por el desprestigio de éste, quizás las siguientes palabras de José Manuel Lara Bosch —y también éstas—le ayuden a entender las razones de la polémica:


‘Nosotros somos fanáticos de los premios porque creemos que ayudan enormemente a la imagen y la difusión de la marca Planeta y porque representan la mejor manera de promocionar un libro. La inversión publicitaria se multiplica por cien cuando hay un premio de por medio. Y además, nos permiten crear noticias permanentemente y conseguir que los medios de difusión les dediquen un espacio que están dispuestos a conceder si ofreces una noticia, pero que no lo ganas si te estás quieto. El ejemplo más claro es la noche del 15 d octubre, que beneficia a todos: a los medios, porque pueden contar con una velada como ésa que hasta permite a las televisiones retransmitir en directo la gala literaria. Para la editorial es buenísimo y también para el libro y para el hábito de lectura en general (…).


(…) Lo que más ha llegado a hacer Planeta desde los años 70 hasta el presente es la siguiente oferta. A algunos autores les hemos dicho: “Mira, nos interesa tu libro y te lo contratamos. Te pagamos un determinado dinero y, como cláusula del contrato, tú te compromete a presentarte al premio Planeta Si ganas el premio, estupendo, porque el importe del premio es tanto o más que lo que tienes de anticipo. Y si no lo ganas te garantizamos la discreción y entonces se aplica el contrato como ocurriría con un libro normal”’.


Pasando página, de Sergio Vila-Sanjuán. pp. 404 - 406

Destino

Barcelona, 2003

6 comentarios:

antonio Larrosa Diaz dijo...

En cuanto al premio Planeta prefiero hacer mutis por el foro no sea que alguien se sienta ofendido y me denuncie por injurias a los premios Planeta.

Apelaez dijo...

¿Y para que otra cosa hace una editorial un premio si no es para ganar más plata?

Yo no le veo nada de malo que sea una herramienta de marketing. Ojalá me lo dieran a mi, yo feliz con eso euritos

martín gómez dijo...

Pues mándese alguna cosa a ver si se gana los 601.000 euritos que dan.

FER dijo...

No creo que nadie denuncie por injurias a los premios Planeta. :-)

Apelaez, yo creo que, aunque no hay nada de malo en que sea una herramienta de marketing, es una marranada para los pobres mortales que osan presentarse de forma ingenua, si que todavía hay alguien que se presenta a este tipo de premios con ilusión y sin acuerdo previo. Lo peor es que todos, absolutamente todos, son así. Léase Primavera de Novela, Nadal, Alfaguara, etc. etc.

Y eso que no me vendrían nada mal los 601.000 eurazos del ala. Para tapar agujeros, que dicen.

Camilo Jiménez dijo...

Se le abona al señor Lara la franqueza. Bueno, también es que le queda imposible ocultar el filisteísmo del premio. Lo que hay que hacer es ignorarlo de plano, como los otros de los sellos filiales como el Seix Barral.
Es que ni a Álvaro Pombo provoca leerle una novela ganadora del Planeta.

martín gómez dijo...

Claro, Camilo, en ningún momento Lara oculta su pragmatismo ni intenta ennoblecer el premio atribuyéndole virtudes que no le corresponden. El tipo tiene claro cuál es su negocio y no tiene ningún problema en reconocerlo. Así de sencillo.

Seguramente esa franqueza puede llegar a chocarnos de manera particular a los colombianos, que estamos tan acostumbrados a no llamar las cosas por su nombre.

De acuerdo con las pocas ganas que dan de leer los libros que se ganan los distintos premios de Planeta. Si Mario Mendoza se ganó el Biblioteca Breve con Satanás es porque la cosa está muuuuuy mal.